Selección de sexo (PGD)

Una pareja puede optar por esta opción para evitar ciertas enfermedades genéticas o para promover el equilibrio familiar.

Selección de género

La selección de espermatozoides masculinos y femeninos es una técnica de selección de género que mejora las posibilidades a la hora de elegir el sexo de su embrión.  Una pareja puede optar por esta opción para evitar ciertas enfermedades genéticas o para promover el equilibrio familiar. Antes de la inseminación de los óvulos, en la selección de espermatozoides se separa del cromosoma X (femenino) el esperma del cromosoma Y (masculino) de espermatozoides, los cuales determinarán el sexo del bebé. La técnica del PGD (diagnostico genético preimplantacional), permite tener gran información genética de los embriones fertilizados. Así el equipo médico puede eligir el embrión que mayor garantías presenta del sexo escogido.

La técnica de selección de espermatozoides también puede ser usado para prevenir las enfermedades ligadas al cromosoma X (como la hemofilia, la distrofia muscular de Duchenne, síndrome de Lesch-Nyhan, y ligada al cromosoma X retraso mental) que se expresa con más frecuencia sólo en los hijos varones. Al dar a luz una niña, una pareja con riesgo de enfermedades ligadas al cromosoma X puede reducir las posibilidades de su descendiente a la hora de tener la enfermedad.

Antes de la inseminación de los óvulos, en la selección de espermatozoides se separa del cromosoma X (femenino) el esperma del cromosoma Y (masculino) de espermatozoides, los cuales determinan el sexo de la descendencia.